Día 1: Tu preciosa vida humana

*** LAS NOTAS SOBRE LOS EJERCICIOS Y POSTURAS ESTÁN HASTA ABAJO DE ESTE ESCRITO***

Cada día piensa cuando te levantes, hoy soy afortunado por haberme despertado, por estar vivo, por tener una preciosa vida humana. No voy a desperdiciarla, voy a usar todas mis energías para desarrollarme, para expandir mi corazón hacia otros, para lograr iluminarme para el beneficio de todos los seres. Voy a tener sentimientos gentiles hacia otros, no me molestaré ni pensaré mal de otros, y voy a beneficiar a los demás tanto como pueda.  

Mientras escribo, vivo la primera tarde de este reto que me levantó muy temprano para practicar los ejercicios de respiración y movimiento que estaremos practicando en cada uno de estos 21 días. 

En el video te hago la invitación a que te honres en el camino de estos 21 días que tienen como principal intención generarte una práctica de meditación diaria en la que te apalanques para crear tu propia práctica.

La preciosa vida humana comienza a honrarse cuando dejamos de buscar la perfección en nosotros mismos y miramos las dimensiones de color que traen las imperfecciones. Mientras escribo, sonrío. Sonrío porque descubro mis  voces que se arrancan la palabra para explicarme por qué sí debo de ser "perfecta".

Hoy aprendo y escucho esas voces pero me doy permiso de mi oscuridad, pues es en esa oscuridad de la ignorancia en donde abro espacio para que se inyecte más luz. 

Me quedo con esta sensación que se tiene siempre que se comienza un reto en el que debes de comprometer para obtener los beneficios, me quedo con esa ansiedad emocionante por los días que vienen y la amorosa expectativa de construir cada uno de estos días como un templo para honrar mi vida y la vida de la madre tierra. 

Namasté,

Anna Bolena ∞ AlasdeOrquidea

 

***RUTINA DE EJERCICIOS***

La rutina siempre será la misma, es ideal que practiques los ejercicios 3 veces cada uno. 

1. Meditación: Revisa que tu espalda siempre esté recta y tu respiración fluida. Mantén tu atención en la entrada y salida de aire a tu cuerpo.

2. Palmas detrás de los hombros: Estira los brazos hacia arriba, ahora pon tus palmas sobre tus hombros con los dedos mirando hacia abajo. Respira profundo y mantén equilibrio en la longitud de tu inhalación y exhalación.

3. Respiración de Fuego 1: Brazos rectos, puños cerrados: inhalo. Dobla los codos y llévalos a la cintura: exhalas. La respiración de fuego es una respiración fuerte en donde expulsas el aire desde el estómago y lo llenas nuevamente como si fuera un globo.

4.  Respiración de Fuego 2: Entrelaza manos y estira brazos hacia arriba, inhala. Con cada exhalación llevar tus manos a los hombros derecho e izquierdo. Una y una. Practica la respiración de fuego.

5. Respiración Pranayama: Mano derecha: Dedo índice en el tercer ojo. Dedo pulgar tapa fosa nasal derecha, dedo del anillo tapa fosa nasal izquierda. Inhala por derecha, sostén, exhala por izquierda, sostén. Inhala por izquierda, sostén, exhala por derecha. Repite. 

6. OM buzz: Dedos índice y medios arriba de las cejas. Dedos del anillo apuntan a las fosas nasales, dedos pequeños cerca de las comisuras. Inhala profundo y sin abrir la boca, vibra el canto al OM. Repite 3 veces. 

7. Remo en círculos: Con las piernas estiradas y el dorso recto, lleva tus puños desde el pecho haciendo un círculo por la derecha, pasando por los pies y terminando el círculo hasta el corazón. En medio círculo inhalas, en el otro medio exhalas.