Equinoccio de Otoño | Círculo de Mujeres

El Equinoccio de Otoño es el momento de relax después de la acción, esto quiere decir que deberíamos de detenernos y evaluar lo recorrido. Esta evaluación viene del balance que se da naturalmente cuando la energía del día y de la noche se equilibran.

Ahora transitamos hacia el invierno, pero mientras eso pasa, las noches y los días tienen una duración similar. El 21 de Septiembre, el día de Mabón o Equinoccio de Otoño, es el día (en este hemisferio norte) en el que la noche y la luz duran el mismo tiempo.

Como ya es costumbre en mi jardín, celebramos en círculo femenino esta fecha en la que llamamos a la reflexión de lo que el equilibrio de estas dos fuerzas significan.

©OnceUponsFairyDog IMG_0640_.jpg

Siempre me he considerado una persona que ve la luz. Desde pequeña soy así, a lo mejor era la mejor forma de no ver lo que me lastimaba. Entonces, desde niña, creé mi propia burbuja, en donde decidí que lo mejor era verle la luz a la vida.

Y eso no está mal. Crecí con eso y definitivamente me sirve para muchas cosas. Sé manejar la frustración de las expectativas no cumplidas, me adapto y siempre encuentro el aprendizaje o lo positivo, hasta en las situaciones más oscuras.

Sin embargo, desde el eclipse que vivimos en Agosto y que prometió revelar sombras que no habíamos visto, en nosotros y a nuestro alrededor, he venido teniendo una confrontación con la sombra y he comenzado a ver fragmentos de mi que antes no veía.

Esta época nos ayuda exactamente con eso, pero es fundamental que abramos los ojos y nos permitamos sentir, estamos en un momento astrológico muy sensible emocionalmente, así que si dejamos de poner la cara dura y nos permitimos sentir, vamos a descubrir que hay cosas que ya no hacen sentido y las máscaras se irán cayendo, serás más tú y te sentirás más libre.

Y aunque aún estoy en ese proceso de reconocer que la luz y la sombra fluctúan, a veces hay más una que otra, estoy segura que aprender a entendernos y a conocernos en ambas hace parte del trabajo de campo en esta tierra.

©OnceUponsFairyDog IMG_0651_.jpg

Esa noche del círculo, la luna casi llena nos acompañó desde el cielo mientras Zaliris, nos compartió un hechizo de amor para conectarnos con la divinidad que habita en nuestro vientre. Bebimos vino con especias, comimos un pudin fresco con frutas y compartimos desde el corazón.

Fue una noche muy especial, verlas a las que ya tenemos este espacio en común y a las que vienen por primera vez de la mano de sus amigas o familiares, es para mi honor abrir y sostener el espacio, con el deseo de que esto crezca y no solo sea un espacio seguro para expresarnos y hacer ceremonia sino para conocer quienes somos y tejer juntas.

Gracias a todas por atender el llamado. Acá abajo les dejo las fotos tan lindas que sacaron entre Susi y Lau. Gracias bellas.

Las amo,

Ana Bolena ∞ AlasdeOrquidea

21 de Septiembre 2018